LOADING

Type to search

Triunfos, vicios y otras historias. La vida de Michael Phelps

Juegos Olímpicos Río 2016

Triunfos, vicios y otras historias. La vida de Michael Phelps

Share

El nadador Michael Phelps de 31 años se posicionó como el atleta olímpico más condecorado de todos los tiempos, pues ha ganado 22 medallas, de las cuales 18 han sido de oro.

La vida de este deportista parecía gloriosa y con mucho futuro; sin embargo, era incapaz de saborear sus conquistas y ser feliz.

En 2012, cuando se preparaba para los Juegos de Londres, sufrió un viacrucis con Bob Bowman, su entrenador de toda la vida, ya que no estaba motivado para entrenar y constantemente tenían enfrentamientos.

“No me gustaba lo que hacía, no tenía ningún deseo de seguir compitiendo, apenas si me entrenaba”, reveló el atleta.

Sus problemas de autoestima lo condujeron al alcoholismo, aislamiento y en 2014, a pensar en el suicidio.

“Yo era un tren fuera de control. Yo era como una bomba de tiempo a punto de estallar. No tenía autoestima. Hubo momentos en los que no quería estar aquí. Eso no era bueno. Me sentía perdido”, reveló al canal ESPN.

Por la misma época, diversos medios de comunicación dieron a conocer fotografías del atleta consumiendo drogas. Para entonces ya había sido arrestado dos veces por conducir en estado de ebriedad.

La depresión lo consumió

En septiembre de 2014, Phelps comenzó a pensar en el suicidio, además de que se aisló, no comió y casi no durmió por lo menos una semana. En esa época, ya se había retirado del mundo del deporte.

“Este es el final de mi vida… ¿Cuántas veces hice cosas estúpidas? Tal vez el mundo sería mejor sin mí”, pensó en ese momento.

Ante la situación, Ray Lewis la estrella de la liga de fútbol americano y amigo desde hace tiempo de Phelps, lo convenció de buscar ayuda en “Meadows”, en donde recibiría una rehabilitación clínica.

“Este es el tiempo en que luchamos. Es el momento en el que se muestra nuestro verdadero carácter. No desistas. Si renuncias, todos nos perdemos”, le dijo en ese momento.

Lewis quien es cristiano, también le obsequió un libro titulado “Una vida con propósito”, escrito por el pastor Rick Waren.

Phelps aceptó entrar a la clínica y leyó el libro. Cuando terminó, llamó a su amigo para agradecerle todo.

“Lo que está pasando… Dios mío… mi cerebro, no puedo agradecer lo suficiente. Me salvaste la vida”, reveló Phelps.

Además de tratar su problema, Phelps decidió reconciliarse con su padre con quien no hablaba desde hace mucho, pues le tenía rencor por haberse divorciado de su madre cuando él tenía nueve años.

Cuando padre e hijo se reencontraron, sólo bastó un abrazo para hacer las paces.

Su nueva faceta de padre

Tres meses después de salir de rehabilitación, Phelps le pidió a su novia Nicole Johnson, que fuera su esposa y en mayo del 2015, se convirtió en padre del pequeño Boomer Robert.

“La paternidad es algo increíble. Es lo mejor que me podía pasar. Antes me ponía los cascos y no hablaba con nadie. Ahora estoy mucho más relajado y abierto”, reveló

El regreso a los olímpicos

Al tiempo que salió de la terapia, regresó a entrenar para los Juegos Olímpicos que se celebrarán en Brasil, pues ha demostrado que tiene todo lo necesario para volver a ser campeón.

En 2015, compitió en el Campeonato de América del Norte en donde ganó en los 200 metros, 100 metros mariposa y 200 metros mariposa.

Su retorno ha generado alegría entre sus compañeros de equipo quienes incluso le han pedido que porte la bandera de los Estados Unidos en la inauguración de los juegos.

“Estoy honrado por haber sido elegido, orgulloso por representar a Estados Unidos y por lo que representa cargar una bandera por todo lo que ella significa”, confesó.

Declaró que ahora todo es diferente y que no sólo va a competir por medallas, sino que lo hace por algo más importante.

“En Sidney solamente quería ser parte del equipo. En Atenas quería ganar un oro para mi país. En Pekín quería hacer lo que ninguno más había hecho. En Londres quería hacer historia, y ahora quiero estar en la Ceremonia de Apertura, representar a mi país de la mejor manera posible y ser el orgullo de mi familia. Esta vez es mucho más que medallas”, dijo.

 

Tags:

You Might also Like

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *