LOADING

Type to search

Tengo diabetes, ¿qué debo comer?

Diabetes

Tengo diabetes, ¿qué debo comer?

Share

La dieta es clave en el tratamiento de un paciente con diabetes. Dada su condición, el organismo no puede aprovechar la insulina que produce y su nivel de glucosa suele subir mucho, de ahí que es importante llevar una alimentación correcta, pues comer varias veces al día ayudaría a controlar el problema, explica la nutrióloga Jennifer Kay Nelson de la Clínica Mayo.

La especialista refiere que no hay una dieta específica para una persona con diabetes, que podría comer todos los alimentos, siempre y cuando lo haga de la manera adecuada.

Además de controlar la diabetes, una dieta adecuada le permitirá bajar de peso, reducir el colesterol, controlar la presión arterial y prevenir diversas complicaciones.

La especialista señala que lo importante no sólo es qué se come, sino, cuánto y cuándo se consumen. Lo recomendado es hacer tres comidas y una o dos colaciones al día, con lo que se garantiza que el cuerpo recibirá energía de forma constante y se evitaría ingerir muchos alimentos en un solo momento, previniendo que la glucosa suba o baje demasiado.

Factores como el género, la complexión y el estilo de vida, varían en el tipo de dieta que se lleva, pero lo ideal es consumir entre 1400 y 2000 calorías cada día. La nutrióloga señala que el balance adecuado de alimentos:

Carbohidratos, frutas y verduras: Deben ser entre el 40 y el 60 por ciento de las calorías ingeridas cada día. Se aconseja incluir granos enteros, pan integral, cerales con fibra, frutas frescas y vegetales. En cada comida se sugiere incluir dos o tres porciones de carbohidratos complejos (pan, pastas y cereales), una o dos de fruta y una o dos de verdura. Evita los alimentos procesados.

Lácteos y proteínas: Debido a que las personas con diabetes tienen un riesgo elevado de enfermedad cardíaca, deben elegir fuentes de proteína y lácteos bajos en grasa. Se recomienda tomar dos porciones de lácteos al día, un vaso de yogurth o un vaso de leche, y una o dos onzas de carne, pescado, pollo o queso.

Grasas y azúcares: Se deben consumir con moderación, lo ideal es eliminarlos de la dieta diaria.

La Dra. Nelson señala que los edulcorantes artificiales no deben ser parte rutinaria de la dieta, es verdad que no elevan el nivel de glucosa, pero su consumo constante podría dañar la salud, punto en el que coincide con la especialista Patricia Morales de la Universidad Nacional Autónoma de México, quien acaba de hacer una investigación al respecto.

“Lo mejor es elegir alimentos naturales y evitar todo aquello que tenga endulzantes añadidos (naturales o artificiales), pues eso nunca es saludable”, dice la nutrióloga de la Clínica Mayo.

La dieta se debe acompañar de una rutina de ejercicios. La actividad física también ayuda a controlar los niveles de glucosa, fomenta le pérdida de peso y es útil para prevenir complicaciones como las cardiopatías. El ejercicio debe hacerse de forma balanceada con la alimentación para evitar una hipoglucemia.

(Con información de univision.com)

 

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *