CARGANDO

Escribe para buscar

¿Sabes qué es la disritmia sexual?

Sin categoría

¿Sabes qué es la disritmia sexual?

Compartir
La disritmia es una de las discusiones sexuales más comunes entre parejas. Se trata de la insatisfacción que provoca a uno de los miembros de la pareja que el otro desee demasiado o muy poco tener relaciones sexuales. Haciendo pensar a la persona que se queda insatisfecha, que no es suficiente, es poco valorada o querida.
 
“No le gusto y por eso no quiere sexo conmigo”  es una de las frases que Elena Cadena, Psicóloga y sexóloga, escucha frecuentemente en su consultorio cuando un miembro de la pareja se queja de la frecuencia con la que tienen relaciones sexuales.
 
Elena Cadena es sexóloga de la clínica Unesex y asegura que el problema se presenta cuando los disparadores del deseo sexual en cada miembro de la pareja son muy diferentes. Esto se conoce como disritmia sexual ya que no coinciden las frecuencias o estímulos sexuales de cada uno, el problema es que al no resolver esa incompatibilidad, la relación probablemente termine. 
 
Agrega que la disritmia siempre va acompañada de otro problema, como  experiencias traumáticas sexuales o emocionales en la relación actual o pasadas,  problemas de pareja, diferencia de gustos y significados sexuales y eróticos entre los miembros de la pareja, falta o mala comunicación sexual, falta de educación sexual, sentimientos de culpa hacia su sexualidad, vergüenza o pena, incomodidad por la desnudez, baja autoestima, estrés, ansiedad o enojo
 
Cada persona tiene su propio disparador sexual que se activa solamente frente a ciertos estímulos, que cuando no están presentes o nuestra pareja no se presta a ellos, se crea un cierto desgano hacia el encuentro sexual que en vez de ser un encuentro apasionado, se puede convertir en una rutina cada vez más difícil de sobrellevar y que a la larga terminará generando una disfunción sexual que empujará la relación hacia el fracaso
 
Hay que tomar en cuenta, dice la sexóloga, que los hombres no por serlo siempre quieren sexo, eso es un mito, y las mujeres no son frígidas y siempre les duele la cabeza.
 
En la disritmia existe una  falta de acoplamiento entre la pareja. Esto quiere decir que las personas no han entrado en sintonía, y desconocen cómo estimular a su pareja y a sí mismos, lo que deriva en insatisfacción sexual, la cual disminuye el deseo.
 
Las personas  poseen también una serie de prácticas sexuales que entran en su repertorio de deseabilidad, algunas de esas prácticas pueden no ser del agrado de la pareja, pero por falta de comunicación no se atreve a decirlo. 
 
Dice que es necesario que la pareja acuda a terapia para arreglar el problema antes de que la relación se vea afectada al grado de ser necesaria la separación.
 
De acuerdo con el portal Entre Mujeres, este trastorno es un cuadro que padecen. aproximadamente cuatro de cada diez mujeres y tres de cada diez hombres.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *