CARGANDO

Escribe para buscar

Piden no estigmatizar carnes rojas y procesadas

Cáncer

Piden no estigmatizar carnes rojas y procesadas

Compartir

Ante el anuncio emitido el año pasado sobre la relación de las carnes rojas, embutidos y el cáncer, la doctora Graciela Caire Juvera, adscrita al Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), señaló que esto no significa que se prohíban comerlos, sino que solo es un llamado para disminuir su consumo tanto en cantidad como en frecuencia.

La especialista explica que las carnes rojas se sitúan en el Grupo 1 de peligrosidad debido a que su consumo diario y en cantidades elevadas, puede aumentar hasta en un 18% el riesgo de padecer cáncer, un porcentaje menor que el generado por el cigarro, alcohol o plutonio.
 
“La misma OMS ha dado datos de que las muertes anuales atribuibles al tabaco son alrededor de un millón y al consumo de alcohol cerca de 600 mil, mientras que a las carnes procesadas se le atribuyen alrededor de 34 mil defunciones”, destacó.
 
Asimismo, la doctora indicó que las carnes rojas no procesadas se clasificaron en el Grupo 2A porque no existe prueba contundente que asegure que su consumo provoque cáncer, aunque si se ha observado que aumenta el riesgo en personas que la consumen a diario y en cantidades mayores a los 100 gramos.
 
Caire Juvera explicó que el cáncer se debe a diversos factores como la genética, radiaciones gama, pesticidas, estilo de vida, alimentación, inactividad física y obesidad, por lo que no se debe temer por el consumo de las carnes rojas.
 
“Tratemos de no estigmatizar el consumo de carnes rojas y procesadas, menos etiquetarlas como lo peor, porque su riesgo es menor comparado con otros agentes del Grupo 1”, subrayó.
 
Sobre el consumo, la doctora dijo que lo recomendable son dos embutidos a la semana en cantidades de 50 gramos (lo que equivale a una salchicha o dos rebanadas de jamón), mientras que las carnes rojas deben ser menos de 100 gramos, además de que se deben comer más vegetales y frutas(de preferencia seis pociones diarias), así como pollo, pescado, semillas y alimentos integrales, ya que disminuirán el riesgo de diversas enfermedades.
 
(Con información de Conacyt)
 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *