CARGANDO

Escribe para buscar

Pareja es importante en tratamiento de EVC

De Mujeres

Pareja es importante en tratamiento de EVC

Compartir

 ¿Sabías que la Enfermedad Vascular Cerebral es la tercera causa de muerte en hombres y mujeres mayores de 60 años, y que de acuerdo con estudios del Instituto Nacional de Neurología y Neurocirugía realizados en 2005, se encontró que el padecimiento se presenta con mayor frecuencia entre los 40 y 59 años?

Según Francisco Calzada Lemus, Coordinador del Programa de Maestría en la Escuela Nacional de Trabajo Social de la UNAM, “Lamentablemente, la tendencia va en aumento. Algunos factores asociados son presión alta, tabaquismo, diabetes, problemas cardiacos y colesterol alto”.

Sin embargo, es posible evitar que la enfermedad avance muy rápido y que la persona se sumerja en una terrible depresión, para evitarlo, el cónyuge es un pilar central, afirmó el investigador.

De acuerdo con el experto, cuando la enfermedad presenta complicaciones o alta gravedad, tiene que ver con problemas en la familia, sean emocionales, psicológicos y, principalmente, económicos.

Calzada, refirió que cuando la paciente es la mujer, las preocupaciones giran en torno a quién atenderá el hogar y los hijos, mientras que si es el hombre, el problema se centra en la economía del hogar.

Pero más allá de esto, luego de seguir a 37 parejas con alguno de sus integrantes con EVC, se encontró que el cónyuge tiene que demostrare a su pareja su amor y comprensión para que se siga manteniendo fuerte y haciendo frente a la enfermedad.

En su análisis encontró que las mujeres son quienes dan el soporte social más fuerte, así como que también son las que más frecuentemente presentan EVC luego de los 50 años.

El estudio también consideró los datos que indica el Programa Nacional de Salud 2007-2012 en donde se afirma que en México las enfermedades cerebrovasculares son la tercera causa de muerte, y el 70 por ciento ocurre en mayores de 60 años.

El experto mencionó que la enfermedad vascular cerebral aparece cuando una arteria se obstruye y el flujo sanguíneo al cerebro se interrumpe o se pierde de manera repentina, o bien, si la ruptura de un vaso causa un derrame sanguíneo.

Este tipo de eventos son graves y requieren de un tratamiento largo, y terapia física, pero con los cuidados adecuados el paciente puede seguir viviendo muchos años y recuperar sus capacidades motoras e intelectuales.

 “Es importante que el equipo multidisciplinario involucrado en la atención del paciente con EVC considere las estrategias de afrontamiento y soporte social e identifique las que favorezcan la recuperación, tratamiento y adherencia terapéutica y, al mismo tiempo, busque los factores que pongan en riesgo la recuperación del paciente”, finalizó Calzada Lemus. (Fuente: UNAM)

omega replica

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *