La ansiedad puede ser hereditaria

La hipersensibilidad hacia situaciones amenazantes, favorece el desarrollo de la...

07/07/2015 3:07
AA

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, la ansiedad y la depresión son la principal fuente de discapacidad afectando a millones de personas en todo el mundo sin importar edad o género. Una etapa donde se comienza a presentar temperamento extremadamente ansioso, es en la niñez. Se calcula que la mitad de los niños que muestran ansiedad extrema, llegan a desarrollar trastornos relacionados con el estrés a lo largo de su vida.

Pero, ¿sabías que la ansiedad puede ser heredada de los padres? Un estudio publicado en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias (PNAS) demuestra cómo se transmiten padecimientos como depresión y ansiedad de padres a hijos.
 
Los resultados del estudio, llevado a cabo en monos Rhesus en el Departamento de Psiquiatría de la Universidad de Wisconsin-Madison, muestran cómo un circuito cerebral sobreactivado que implica a tres áreas del cerebro es heredado de generación en generación, ya que como en los humanos, algunos monos muestran rasgos de ansiedad excesivos provocados a raíz de potenciales amenazas, tanto en el comportamiento como en los parámetros fisiológicos, y es esta hipersensibilidad lo que favorece el desarrollo de la ansiedad y depresión en la vida adulta.
 
Gracias a un estudio de imagen, los investigadores descubrieron que dicha hipersensibilidad se relaciona con una actividad en el circuito cerebral que conecta el sistema límbico (emociones), la corteza prefrontal (planificación y toma de decisiones) y el mesencéfalo (movimiento, dolor y nivel de activación.)
 
“El exceso de actividad de estas tres regiones del cerebro se debe a alteraciones hereditarias que están directamente relacionadas con el riesgo de desarrollar ansiedad y depresión más tarde, y es un gran paso en la comprensión de las bases neuronales de la ansiedad. Esas alteraciones, no son estructurales (de tamaño), sino funcionales o metabólicas y constituyen precisamente el punto crítico que inclina la balanza genética” explican los investigadores.
 
De los 600 monos estudiados, se encontró que el 35 por ciento tienen tendencias de ansiedad por historia familiar. Esto se demostró examinando de cerca las diferencias individuales en la función cerebral y los comportamientos relacionados con la ansiedad a través del árbol de familia, encontrando que en un circuito neuronal donde el metabolismo y el temperamento ansioso en los primeros años probablemente comparte la misma base genética.
 
“Básicamente, creemos que, en cierta medida, la ansiedad puede proporcionar una ventaja evolutiva, ya que ayuda a una persona a reconocer y evitar el peligro, pero cuando esos circuitos son más activos, se convierten en un problema y puede dar lugar a ansiedad y trastornos depresivos” señalan los investigadores. (Con información de ABC Salud)
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: