CARGANDO

Escribe para buscar

Científicos se despiden del punto G

Sin categoría

Científicos se despiden del punto G

Compartir

Muchos mitos se han generado y se han creído en torno a un lugar “mágico y legendario”, ubicado en la pared vaginal, detrás del pubis y alrededor de la uretra, centro del placer sexual femenino: el punto G.

Sin embargo, para un grupo de investigadores de la Universidad de L’Aquila y Tor Vergara (Roma), aquella región vaginal, considerada altamente erógena, ha resultado ser un mito.
 
De acuerdo con un ensayo publicado en la prestigiosa revista Nature Urology, un equipo de científicos italianos, franceses y mexicanos, gracias a modernas técnicas de imagen, han podido visualizar las interacciones de los genitales femeninos durante la masturbación o el coito, y han concluido que las zonas íntimas de la mujer no son tejidos pasivos, sino estructuras altamente dinámicas y sensibles.
 
No obstante, en su lugar encontraron una zona mucho más amplia y compleja que, en teoría, permite experimentar mayor placer sexual, que han bautizado como zona CUV.
 
Dicha región erógena estaría conformada por el clítoris, uretra y la vagina e incluye tejidos, músculos, glándulas y útero.
 
“La conjunción del clítoris, la uretra y la pared vaginal estimulados adecuadamente durante la penetración podría inducir la respuesta orgásmica”, explicó el endorinólogo y sexólogo  Emmanuele A. Jannini, profesor de la universidad y director del estudio.
 
Asimismo, los investigadores hacen una llamado a médicos y cirujanos, que cortan y cosen “sin respeto” los nervios, músculos y componentes vasculares de una región anatómica altamente sensible.
 
“La vagina es un tejido activo y sexualmente importante que debe ser respetado. Es algo más complejo que un solo punto”, asegura Jannini.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *