CARGANDO

Escribe para buscar

Bostezos, hipo y piel de gallina ¿A qué se deben?

De Mujeres Salud y prevención

Bostezos, hipo y piel de gallina ¿A qué se deben?

Compartir

El cuerpo tiene respuestas como los bostezos, el hipo o la piel de gallina que son parte de nuestra rutina diaria pero ¿sabes por qué reacciona así? ¿Cuál es el origen de estas respuestas del organismo?

Muchas han sido las teorías a lo largo de la historia, a menudo inverosímiles, para explicar estas aparentemente extravagantes reacciones del cuerpo. Evidentemente ya no se cree en ello pero lo cierto es que la mayoría de las personas no sabe realmente por qué o para qué se producen. El doctor Daniel Neldes, médico de Familia en la Clevelando Clinic de Estados Unidos, nos lo explica.

Piel de gallina

Todo el mundo ha tenido alguna vez lo que llamamos “piel de gallina”, ante una situación de frío, miedo, sorpresa, ansiedad o emoción. Pero ¿cómo se activa este mecanismo de respuesta?

La piel de gallina se produce cuando se contrae un pequeño músculo situado en la base de cada uno de los folículos pilosos, lo que provoca que el cabello se ponga de punta. Este erizamiento del vello no tiene una función beneficiosa en los seres humanos.

Hipo

Cuando el diafragma (un músculo situado entre los pulmones y el estómago) se altera, se produce un espasmo, y este espasmo provoca lo que se conoce comúnmente como el hipo.

Se produce debido a una alteración en las vías nerviosas que conducen desde el cerebro hasta el diafragma, lo que explica por qué a veces se producen durante las situaciones emocionales o cambios de temperatura.

El hipo normalmente es de corta duración. Cuando es persistente  y dura varios días pueden indicar un problema médico que requiere atención.

Bostezo

Los bostezos suelen producirse cuando se tiene sueño o se está aburrido. Y también cuando alguien alrededor bosteza. Otras veces se produce sin motivo aparente. Lo que sí parece estar claro es que no es cierta la teoría de que se bosteza porque el cerebro necesita oxígeno.

Una nueva investigación ha puesto de manifiesto que el bostezo es un mecanismo implicado en la termorregulación del cerebro.

Respecto a los bostezos contagiosos, las investigaciones apunta a esta misma razón, si alguien bosteza después de haber visto bostezar a otra persona es probable que se deba a que ambos están en la misma zona y por lo tanto expuestos a la misma temperatura ambiente.

Lo mismo vale para cuando quien bosteza está somnoliento o aburrido, ya que los ciclos del sueño, el aburrimiento y el estrés están asociados con las fluctuaciones de temperatura con el cerebro.

(Con información de Infosalus.com)

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *