LOADING

Type to search

Signos que avisan de resistencia a la insulina

Diabetes

Signos que avisan de resistencia a la insulina

Share
La aparición progresiva de una mancha oscura alrededor del cuello, axilas y pliegues del cuerpo denominada médicamente acantosis nigricans, se asocia a resistencia a la insulina, una condición que puede progresar a diabetes, señaló la experta Marisela Vidrio Velázquez.
 
La especialista adscrita al Hospital General Regional 110 del IMSS en Jalisco, agregó que un paciente con esta condición “necesita mayor insulina para metabolizar la glucosa, porque es una insulina de mala calidad y necesitamos más para tener el mismo efecto sobre la glucosa y mantener niveles dentro de la normalidad”.
 
La acantosis nigricans es frecuente en personas con obesidad, “no sólo adultas, sino también en niños, dada la creciente problemática de exceso de peso en infantes por cuestiones como alimentación rica en grasas y carbohidratos y la falta de ejercicio”.
 
Comentó que en el servicio de Endocrinología de este hospital muchos pacientes que acuden por cuestiones de obesidad presentan acantosis nigricans, “en niños se presenta frecuentemente a partir de los cinco años de edad aproximadamente”.
 
Muchas personas consideran este oscurecimiento de la piel progresivo como una señal de mala higiene, por lo cual no suelen acudir a revisión médica o le restan importancia.
 
Resaltó que el grado de oscurecimiento, así como la aparición de verrugas a la par, se relaciona con la gravedad de insuficiencia del páncreas para producir insulina de calidad.
 
Destacó la importancia de detectar temprano este signo y acudir a recibir atención médica, “con un cambio de alimentación, hacer ejercicio y bajar de peso es posible revertir el problema metabólico y regularizar la función pancreática”.
 
“En ese momento no quiere decir que tengan ya diabetes, cuando el páncreas tiene problemas para la producción es cuando empieza a elevarse la glucosa y después se desarrolla la diabetes, lo importante es que se puede detectar e incluso revertir tempranamente”, afirmó.
 
Subrayó que la resistencia a la insulina es un signo que puede ser atendido por el médico familiar, ya que si en un momento dado el cambio de hábitos no fuera suficiente para reactivar la producción adecuada de esta hormona en el organismo, se puede suministrar tratamiento farmacológico al paciente. (Notimex)

 

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *