¿Qué causa atracción en los moscos?

Algunas personas son más apetitosas que otras para los mosquitos, y la respuest...

04/01/2012 5:10
AA

¿Has notado que algunas personas son más apetitosas para los insectos que otras?, pero ¿sabes en realidad que es lo que propicia que unas muestren más piquetes que otras?

Esto ocurre con varias especies, desde las que únicamente provocan ronchitas, hasta las que transmiten enfermedades graves como el dengue o la malaria, causada por el Anopheles gambiae, según el estudio publicado en PLos One.

Para saber qué es lo que ocurre, un grupo internacional de investigadores encontró que lo que hace a una persona más apetitosa que otra para los moscos es la cantidad y variedad de bacterias que hay en su piel.

Por ejemplo para las hembras de estos insectos resulta atrayente durante la noche las señales olorosas de la piel, producidas por los microbios, y en donde hay más microbios es el lugar donde van a picar.

Entonces, los investigadores concluyeron que en  general, las personas con más bacterias por centímetro cuadrado resultan más atrayentes a los mosquitos.

Pero quienes más llaman la atención de los insectos son aquellos individuos que presentan más cantidad y menos biodiversidad en su micro biota de la piel.

Los investigadores, liderados por Niels O. Verhulst, de la Universidad de Wageningen (Países Bajos)  opinan que puede deberse a que una piel con más variedad de bacterias puede albergar algunas especies que interfieran con las señales que llegan a los mosquitos, minimizando su efecto de atracción.

En cambio, hay géneros concretos de microbios, como los estafilococos, cuya abundancia provoca una mayor atracción de los insectos, pues las bacterias de la piel convierten compuestos no volátiles en otros que sí lo son, cuyas emanaciones llegan a los mosquitos y los ponen en alerta.

Acorde a los investigadores, gracias a las bacterias que las personas albergan en su cuerpo es que los mismos humanos podemos percibir el sudor propio y el de otros individuos.

Para comprobar esto, realizaron un estudio con 48 voluntarios varones de entre 20 y 64 años, a quienes se les pidió que no bebieran alcohol ni comieran ajo, cebolla o comidas picantes, tampoco podían bañarse y era preciso calcetines de nylon bañados en etanol durante 24 horas.

Al cabo de este tiempo, las emanaciones de su piel se recogían en contenedores de Teflon, que se mantenían adheridos a su pie durante 10 minutos.

Finalmente los investigadores procedieron a un recuento de bacterias en placa y métodos de secuenciación de ARN que permitieron evaluar la variedad y cantidad de bacterias de cada uno de los voluntarios, nueve de los cuales resultaron significativamente más atrayentes para los mosquitos que el resto. (Con información de El Mundo)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: