La regeneración celular sería cura de males

Alzheimer, Parkinson y cáncer, podrían ser enfermedades del pasado si se logra...

08/07/2013 10:18
AA

 Enfermedades como el Parkinson y el Alzheimer podrían revertirse con ayuda de la reprogramación célular y así lograr el avance necesario en la medicina regenerativa.

Luis Fernando Covarrubias Robles, investigador del Instituto de Biotecnología (IBt) de la UNAM, estudia estos procesos en el laboratorio para entender primero la causa de la muerte de las células tanto en la etapa embrionaria como la adulta, así como la forma de generar nuevamente las células perdidas ante la aparición de enfermedades degenerativas.

El químico y doctor en ciencias biomédicas ha dedicado varios años a la identificación de factores que ejecutan la muerte celular, tanto naturales como en patologías, y se ha enfocado en la capacidad de diferenciación de las troncales, en particular, las responsables de la formación del sistema nervioso.

El científico señaló que además de estos padecimientos, el cáncer es otra de las enfermedades que podría evitarse o curarse con este tipo de reprogramación, porque las células que se comportan de manera inadecuada, dejarían de hacerlo y lograrían morir y regenerarse cuando les corresponde.

Uno de los primeros pasos para conocer el proceso de regeneración es estudiar qué es lo que ocurre en especies animales que se regeneran de forma natural como ocurre con el Polypterus, el único pez con la capacidad de regenerar sus aletas completas, aspecto similar a lo que ocurre con las salamandras.

Para Covarrubiuas, lo interesante es que pueden regenerar huesos y cartílagos que son muy similares a los del ser humano, y en caso de encontrar que la forma de regeneración sea exactamente la misma en el pez y en la salamandra, se pensará en hacer pruebas con seres humanos.

El experto explicó que el polypterus vive en los charcos, es de agua dulce y tiene órganos que le permiten respirar oxígeno del aire. Coincide con la salamandra en su estancia dual entre el agua y la tierra, lo que sugiere que la facultad de restaurar tejidos faltantes está asociada a animales cuya vida transita entre ambos ambientes.

 “Tanto los Polypterus como muchas salamandras respiran en el agua y en el aire, y esa ganancia pudiera ser indicativo de un común denominador que se asocia a la aparente ventaja evolutiva de regenerar. De encontrar un mecanismo que explique la coincidencia, podríamos usar esa información para tratar de promover regeneración en mamíferos”, estimó.

Ratones podrían dar la respuesta

De acuerdo con el experto del IBt, los ratones podrían proporcionar importantes pruebas porque gracias a un modelo transgénico que está usando para tratar el cáncer de cérvix y útero, halló que cuando a los ratones se les aplican los oncogenes del VPH, que son necesarios para desarrollar el cáncer, los ratones no desarrollan tumores, sino que regeneraban las diferentes partes de su cuerpo, como los folículos pilosos y por ello cambian de pelo todo el tiempo.

Otra de las pruebas que realizaron es que al hacerles perforaciones en las orejas, estas se regeneraban de forma eficaz, y en el caso de las hembras incluso ni cicatriz quedaba.

 “Además de que los oncogenes favorecen la regeneración, también hay factores hormonales, pues las hembras logran este proceso con mayor avidez que los machos. Queremos saber cuál es el mecanismo de interacción entre las hormonas y los oncogenes, de tal manera que pudiera ayudarnos a identificar y encontrar las claves para incrementar esa capacidad sin promover cáncer”, adelantó.

 En cuanto a la reprogramación celular para lograr las propiedades regenerativas, el experto señaló que “es una especie de reprogramación parcial que hace que no pierdan sus propiedades originales; se puedan expandir, pero al final, regresan a realizar su tarea inicial”.

Por ello, el universitario trabaja en otro modelo experimental para indagar sobre la diferenciación de las troncales neurales hacia neuronas dopaminérgicas, un tipo neuronal que produce dopamina en la sustancia nigra del cerebro, y degenera en la enfermedad de Parkinson, lo que ocasiona que los pacientes tengan problemas de control motor.

“Nos interesa conocer el mecanismo para saber cómo generar neuronas dopaminérgicas a partir de células indiferenciadas y así identificar el momento en el que las que se encuentran en diferenciación se comprometen a dar lugar al tipo neuronal específico”, reiteró.

 “La idea final es que sea posible reprogramar directamente en el cerebro adulto, lograr que las células neuronales se dividan, suspender esa capacidad y que vuelvan a ser las neuronas que fueron inicialmente”, finalizó. (Fuente: UNAM)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: