Honestidad y diálogo para una buena relación

El terapeuta sexual David Barrios compartió con SUMEDICO Radio los pasos básic...

14/02/2011 8:48
AA

Hoy en día, a pesar de la mayor apertura a las manifestaciones sexuales, e incluso a la equidad de género, persisten numerosos casos de parejas que no logran tener una vida sexual plena, pero ello no quiere decir que estén condenados a décadas de insatisfacción o una ruptura por falta de entendimiento, por el contrario, existen las herramientas suficientes para lograr el placer total con nuestra pareja.

Al charlar con SUMEDICO radio, el terapeuta sexual David Barrios explicó que existen cuatro pasos básicos para poder lograr encontrar esa conjunción con nuestra pareja y tener una vida satisfactoria en común.

  • El primer paso es la instrospección individual,  donde cada hombre y mujer se pregunten a sí mismo cómo está en su vida sexual, si está satisfecho o tiene qué mejorar, deben de ser honestos, porque si  “fingen demencia” no se va a solucionar nada.
  • Segundo paso, la comunicación en pareja porque no somos “adivinos”, es necesario platicar cuando los tocamientos y caricias en el preludio no son suficientes ni satisfactorios; en casos concretos del hombre, por ejemplo, si falta consistencia en la erección o si en la mujer hay dificultad para arribar a un orgasmo.
  • Tercer paso, es importante es que una vez detectadas las deficiencias, darse el tiempo y espacio para mejorarlo, “sin interrupciones, sin la tiranía del reloj”, pone en práctica los tocamientos, caricias, los movimientos pélvicos, “que parece se dan por sí mismos, pero  no es tal, hay elementos de aprendizaje.
  • Cuarto paso, soltarse sin tensiones ni preocupaciones. En este aspecto, destacó el especialista, es necesario que se eliminen posibles preocupaciones  como es el temor a un embarazo no deseado, lo cual no debiera existir porque se cuentan  ya con múltiples anticonceptivos que facilitan el tener relaciones sexuales plenas y satisfactorias, sin miedo alguno.

Sexo satisfactorio, no es automático

La incompatibilidad sexual en parejas que se aman es frecuente, apuntó el terapeuta David Barrios, por tanto no es algo funesto, por el contrario, tiene solución.

“El encuentro erótico es como aprender a bailar tango, se requieren dos, experiencia, ir acompasando los pasos, los contactos, el ritmo y esto no siempre se logra de la noche a la mañana, pero lo importante es hablarlo, para que  no transcurran años,  décadas y seguir con una vida sexual muy empobrecida;  aun cuando tengamos temor a lastimar o ser rudos,  se debe decir cuando hay algo que no funciona bien, hablarlo, porque un asunto que se ventila hoy, nos da oportunidad de resolverlo”.

Apuntó que existen múltiples herramientas dentro de una buena terapia sexual, área en la que México, sostuvo, tiene muy buen nivel de terapeutas, tanto hombres como mujeres.

Dentro de estas terapias, también se enseña a poner límites: “En nuestra cultura son  frecuentes los actos violentos por esta imposición machista y es frecuente que mujeres cedan a hacer cosas que no quieren, aun en el noviazgo hay mucha violencia, encuentros sexuales no queridos, quiero decirles a las mujeres que no permitan vejaciones, violencia física o moral, muchas mujeres creen que cediendo ante los caprichos o imposiciones de su macho van a ser amadas, esto es falso, los hombres deben  ser menos cínicos”, enfatizó el experto al invitar a los hombres a abandonar la violencia, pues de lo contrario serán rebasados por la equidad de género.

Hizo hincapié en que las mujeres que no desean sexo oral o penetración anal tienen derecho a manifestarlo, a negarse,  porque simplemente en ese momento no lo deseen; lo mismo es en cuanto a pedir el uso del condón o utilizar el método anticonceptivo que ellas consideren les convienen más.

Señaló  que en la importancia de que si se desea, se utilice el método anticonceptivo, pues “muchas mujeres bloquean su orgasmo por pensar en el riesgo, cuando pueden tener un sexo sin culpa, sin vergüenza y sin miedo”.

El orgasmo no debe ser una obsesión

El terapeuta sexual David Barrios indicó que el no tener orgasmo, no significa que un encuentro no haya sido placentero, por lo que no tiene por qué haber una obsesión sobre el tema.

“Hay lo que llamamos la tiranía del orgasmo, es esta obsesión  de querer que en todo encuentro, con toda pareja,  tener orgasmo, pero aun cuando no se logra  no quiere decir que no es placentero;  un encuentro con caricias, contactos, beso profundo, encuentros de  mirada, es placentero.  Hay que luchar por el orgasmo, pero sin obsesión”, insistió.

Explicó que este tipo de obsesiones pueden provocar el síndrome de pre-orgasmia, donde  se siente la proximidad del orgasmo pero no alcanza a llegar y ello suele provocar una gran frustración, pero ello no se debe de entrar en la obsesión.

Ahora, si es muy frecuente que no se alcance el orgasmo y esto provoque ya frustración personal y problemas de pareja, entonces sí es necesario consultar a un terapeuta sexual.


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: