CARGANDO

Escribe para buscar

Exceso de peso puede causar reflujo

especiales

Exceso de peso puede causar reflujo

Compartir

Sentir acidez o reflujo ácido no es un problema inocuo, ni tampoco el resultado del exceso en el consumo de comida irritante, es una enfermedad que está creciendo y los médicos la conocen como reflujo gastroesofágico.

La preocupación es que aumenta el número de casos y que las personas piensan que es una sensación que tienen que soportar como consecuencia de su mal comer.

El Dr. Ronnie Fass, miembro del Comité Asesor Médico de la Fundación Internacional para los Trastornos Gastrointestinales de Estados Unidos, profesor de medicina de la Universidad de Arizona y jefe de gastroenterología del Sistema de Atención de Salud de VA del Sur de Arizona, señala que

De acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud, de no tratarse, el reflujo gastroesofágico puede causar sangrado, úlceras del esófago, acumulación del tejido que provoca que tragar sea difícil y en casos extremos cáncer de esófago.

“Las personas creen que la acidez forma parte de la experiencia de comer. Deben comprender que la presencia de acidez denota un problema médico real”, explica el médico Fass.

En Estados Unidos, se calcula que hasta el 20 por ciento de la población presenta los síntomas de la acidez al menos una vez a la semana y que 7 por ciento presenta los síntomas todos los días; los médicos consideran que una persona sufre reflujo gastroesofágico si experimenta acidez por lo menos dos veces a la semana.

Dos son las causas del reflujo gastroesofágico: la comida que se consume y el peso de las personas, siendo ésta última causa la más prominente, de acuerdo con el Dr. Kenneth R. DeVault, presidente del departamento de gastroenterología de la Clínica Mayo en Jacksonville, Florida.

El aumento de peso (de 2 a 4.5 kilos de más) y la obesidad, son el factor más constante que causa reflujo en las personas.

De Vault explica que el exceso de peso puede presionar el estómago, obligando al ácido a pasar de la válvula al esófago; mientras el especialista Ronnie Fass añade que el problema no es sólo la grasa abdominal, sino la que se acumula alrededor de los órganos internos del cuerpo lo que contribuye a aumentar la presión sobre el estómago, haciendo que haya más probabilidades de reflujo.

El tipo de dieta que se lleve es otra causa del reflujo, la cafeína, por ejemplo relaja el esfínter esofágico, lo que aumenta las probabilidades de sufrir esta enfermedad; además, la comida grasa ralentizan el vaciado del estómago, los alimentos picantes, ácidos o con sabores fuertes contribuyen a aumentar la cantidad de ácido en el estómago.

Las frutas cítricas o sus jugos, los tomates, la menta, el ajo, la cebolla y el chocolate están entre los peores.

Los expertos señalaron que cambiar el estilo de vida ayuda a combatir el reflujo y aconsejan:

La acidez y el reflujo ácido ocurren cuando los ácidos digestivos del estómago traspasan un anillo muscular conocido como esfínter esofágico inferior, que funciona como una válvula que separa el estómago del esófago.

Los expertos señalaron que cambiar el estilo de vida ayuda a combatir el reflujo y aconsejan:
 

  • Bajar de peso y adoptar una dieta sana
  • Evitar los alimentos que provocan ácido excesivo o reflujo
  • Hacer la última comida del día dos o tres horas antes de ir a dormir
  • Si el reflujo nocturno es un problema, se sugiere elevar la cabecera de la cama
  • Si se tienen síntomas de reflujo más de una vez a la semana, se debe acudir al médico

(Con información de univision.com) 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *