CARGANDO

Escribe para buscar

Desinformación ante la lepra

especiales

Desinformación ante la lepra

Compartir

La lepra, es una enfermedad que se transmite por gotículas nasales y orales, a través de un contacto muy estrecho con la persona infectada. El virus Mycobacterium leprae, tiene un periodo de incubación de 5 años, aunque se ha observado  que pueden transcurrir hasta  20 años en aparecer los primeros síntomas.

Esta enfermedad es curable gracias a un tratamiento multimedicamentoso (TMM), sin embargo lo preocupante de este mal es la falta de información de las personas hacia ésta, así como el número mayor de casos en países donde la estructura sanitaria es deficiente.

La lepra, es por lo tanto, una enfermedad curable, la cual si se detecta en las primeras fases, se puede evitar el contagio y las posibles secuelas de discapacidad.
 
La Organización Mundial de la Salud contabilizó 228.474 nuevos casos de lepra durante 2010, cifra que engloba a personas que han sido diagnosticadas y reciben tratamiento para este mal, sin embargo la organización Fontilles, dedicada a combatir la lepra y sus consecuencias, está interesada en que sean contabilizadas las personas que ya han superaron la enfermedad y padecen las secuelas de la enfermedad, como la discapacidad y el estigma, factores  que les acompañarán el resto de sus vidas.
 
Tras la implementación del tratamiento TMM en 1982, se redujeron los casos de personas con lepra, sin embargo desde 2006 se ha producido un estancamiento en torno a los 200.000 enfermos, cifra aún baja respecto a los 5.2 millones de casos registrados en 1985, de acuerdo a la OMS.
 
Al menos en España, las personas siguen pensando que la lepra es una enfermedad incurable y muy contagiosa, la cual es motivo de despido, además, no se reconocen a los discapacitados a causa de este mal, denuncia Fontilles.
 
Actualmente, se sabe  que  Brasil es el segundo país donde más casos se notifican con casi 35.000 enfermos de lepra en 2010.
 
La Federación Internacional de la Lucha contra la Lepra (ILEP) calcula que pueden ser tres millones de personas discapacitadas permanentes a causa de la lepra. (Con información de El País)
 
 
 
 
 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *