Cómo atender una alergia durante embarazo

Especialista señala que las mujeres que son alérgicas a algún alimento o tien...

11/07/2014 11:45
AA
Mujeres con predisposición genética a ser alérgicas podrían presentar alguna molestia durante el embarazo, afirma el especialista del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Carlos Torres Lozano.
 
El titular del Servicio de Inmunoalergias en el Hospital de Especialidades del IMSS, señaló que en las pacientes que no tenían el problema y durante el embarazo debutan con la alergia, no es recomendable iniciar inmunoterapia, deben esperar a que concluya la gestación.
 
En términos generales las posibilidades de que los hijos desarrollen alergias incrementan hasta un 50 por ciento si la mamá presenta esta afectación, en tanto si ambos progenitores son alérgicos el riesgo aumenta en un 70 por ciento.
 
El médico destaca la importancia de que la mujer embarazada predispuesta a las alergias, cuide su dieta por lo menos durante la etapa de gestación y durante la lactancia, excluyendo la alimentación diaria elementos que son altamente alergénicos tanto para ella como para el bebé tales como el huevo, el pescado, los mariscos y los frutos secos.
 
Las moléculas o proteínas que contienen estos alimentos pueden sensibilizar al bebé desde la etapa intrauterina a partir de la dieta de la mamá durante el embarazo, de hecho lo ideal sería excluirlas previo al embarazo.
 
“Otro aspecto a considerar es que el factor genético más el factor ambiental dan como resultado los procesos alérgicos, a nivel genético las alergias se producen por mutaciones o alteraciones de genes que intervienen para la adecuada metabolización o asimilación de distintos agentes”, indicó.
 
Durante el embarazo las cuestiones hormonales se alteran y en mujeres que ya se conocían alérgicas, previo a la etapa de gestación, los síntomas pueden agravarse e incluso espontáneamente mejorar, aunque de manera transitoria
 
“Las pacientes que son alérgicas, siempre lo van a ser,  en el embarazo tiene que ver la cuestión hormonal para que se dispare un cuadro más grave o incluso lo contrario que mejoren durante el proceso gestacional”, añadió el experto.
 
Reiteró que en pacientes en que los cuadros alérgicos arrojan ciertas mejorías, la enfermedad persiste, y una vez que concluya el embarazo suelen regresar los síntomas y las molestias.
 
Por lo anterior comentó que el manejo de la mujer embarazada alérgica puede tornarse complejo debido a que no puede suspenderse su tratamiento a base de inmunoterapias (vacunas) y deben suministrarse a dosis normales sin aumentar su cantidad.
 
En cuanto a medicamentos como antihistamínicos, esteroides inhalados o broncodilatadores pueden usarse solo en casos extremos debido a que lo idóneo es reducir al máximo la ingesta de fármacos durante el embarazo o por lo menos manejarlos a dosis muy bajas. (Notimex)

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: